En lo que a la Ingeniería de software se refiere, parece que ya está clara la importancia de la reutilización del código.

Y es que si buscamos la productividad y la erradicación en lo posible de bugs (errores), no podemos ir reinventando la rueda en cada desarrollo.
Pues bien, hace ya algo mas de 70 años que un genio llamado Walt Disney comprendió la importancia de este concepto y lo aplicó a su producto, en este caso sus películas infantiles de animación.

No hace falta añadir que la cosa le funcionó de maravilla.

Visto en: http://www.unblogged.net