Piden la cuenta y ven que en el ticket las denominan: “chicas gordas”

Cuando unas clientas pidieron la cuenta para pagar su consumición en el restaurante Chilly D’s, en California, quedaron sorprendidas al ver que el camarero que les había tomado nota las denominaba en el ticket “chicas gordas”.

Enfadadas con “la bromita” parece que las chicas pidieron explicaciones a los camareros del restaurante, que apenas podían aguantar la risilla tonta y pretendían que simplemente pagasen y se fuesen.

Después les ofrecieron un descuento, pero ellas, claramente ofendidas, se fueron sin pagar. Al día siguiente los responsables del restaurante pedían perdón públicamente y el “graciosillo” había sido despedido.

(¡Tks Felix!)

Joey DeFrancesco entrega su carta de dimisión al jefe

Joey DeFrancesco, trabajaba desde hacía 3 años en el Hotel Renaissance de Providence, Rhode Island. Estaba cansado, como él mismo dice, de ser tratado como una mierda (aunque tengo entendido que no se trata de un caso aislado, ¿verdad? xD).

Por esa razón Joey decidió dejar su trabajo, pero no tenía ninguna intención de hacerlo en silencio y con el rabo entre las piernas.

Con la ayuda de sus amigos (una banda musical compuesta de 19 instrumentos), esperó a su jefe para hacerle entrega de su carta de renuncia.

Y no parece que ver tanta gente reunida en el interior del hotel le hiciera mucha gracia al hombre, pero peor sería cuando empezaron a tocar una festiva melodía para festejar la salida de su sonriente y exultante amigo Joey.

Haciendo SPA en el Burger King

Timothy Tackett, este peculiar trabajador norteamericando del Burger King de Ohio (USA), ha sido despedido por celebrar su veinticincoavo cumpleaños dándose una sesión de jacuzzi improvisado en uno de los fregaderos de la famosa cadena de comida basura.

Por cuestiones evidentes, no se recomienda ir al Burger King, y muchos menos para comer ;)

Camarero, Camarero!!, Una Burger soap con doble de jabon!


video