Cascanueces de diseño casero

Hay que ver lo simpáticos que son algunos. Y si encima de simpáticos se miran el programa ese de bricolaje del tío de la barba, no veas la que pueden montar.

El mecanismo de esta divertida broma es muy básico. Se deja una puerta entreabierta y el “cascanueces” cargado. Se monta un sistema por el cual al acabar de abrir la puerta se suelta el seguro que sujeta el “cascanueces“. Una vez libre, y debido a las leyes de la física, el “cascanueces” hace honor a su nombre y sale disparado hacia las partes nobles de la víctima.

Entonces tu te ríes y el otro se retuerce de dolor (y harías bien en correr).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.