Nadie se libra de las dichosas actualizaciones y de los cambios tecnológicos. Ni tan siquiera las pobres cebras.

actualizate