Compartiendo el espacio, como buenos hermanos

Es evidente que este rascador es el “mejor sitio de la casa” para echarse una siesta. Es por eso que esta manada de gatitos al completo se contorsiona tanto como haga falta para embutirse en el poco espacio disponible… ¡aunque sea unos encima de otros!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.