Diferencia entre ser “afortunado”, “muy afortunado” y “el más afortunado”

Algunos dicen que la suerte no existe. Bueno, no vamos a entrar en ese tipo de discusiones científico-filosóficas. Hoy solo nos proponemos poner cara a aquello que denominamos “ser afortunado” y sus diferentes grados.

En concreto veremos un ejemplo de lo que es ser “afortunado“, otro de lo que es ser “muy afortunado” y finalmente veremos lo que es ser “el más afortunado“.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.