El cuerpo estaba decididamente demasiado embrujado. No se pudo hacer nada. Descanse en paz.

cuerpo demasiado embrujado