El discriminador invisible: Parate, Piensa, Respeta. Una campaña lanzada en Australia para evitar la depresión y la ansiedad que produce la discriminación en los aborígenes (totalmente extrapolable a cualquier situación de discriminación por sexo, raza, religión o genero).