Encontró una pequeña ardilla moribunda… ¡y la salvó!

La siguiente galería de imágenes ilustra una historia realmente hermosa. Dicen que el nombre de esta pequeña ardilla bebé es Galleta. Fue encontrada por un hombre tirada a su suerte en una cuneta, bajo el abrasador sol de Florida y al capricho de un destino que no auguraba nada bueno para una criatura tan indefensa como ella…

A pesar de que todo el mundo le desaconsejaba hacerse cargo de la infortunada ardilla moribunda (realmente parece que sus probabilidades de salir adelante eran reducidas) el hombre persistió… y Galleta, aportando sus enormes ganas de vivir, acabó convirtiéndose en una preciosa ardilla voladora.

¿Le habrías dado tu una nueva oportunidad a la pequeña Galleta? ¿Aunque todo el mundo te dijera que es un acto inútil?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.