Hay situaciones de esas en que te preguntas como diablos pudo liarla tan parda un conductor con su coche. Son lo que bien podríamos llamar fails inverosímiles. La siguiente galería de imágenes es un buen ejemplo de este tipo de situaciones.