La broma de la silla: espaldarazo más rebozado de snacks y refresco de cola

Hay que asegurarse siempre de la solidez del sito donde vamos a reposar nuestras posaderas (o culo). Sobretodo si llevamos en las manos un platito con vete tu a saber que (snacks al parecer) y un refresco (posiblemente un cubatilla con cola)… a menos que quieras acabar literalmente rebozado con ese snack y dándote un porrazo de cuidado en todo el coxis (o culo).

Aunque una vez en el suelo, y siguiendo las enseñanzas de Confucio, lo mejor es tomárselo con buen humor :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.