Chanel Tapper, una joven Californiana, tiene el honor de poseer el Récord Guinness de la lengua más larga del mundo, con una medición de 9.75cm. Esto viene a ser el doble de la media de la longitud de lengua de un humano.