Muy valiente con el osito…

…si es que parece un mimosín o un cachorrito de perro… un pequeño osezno suave, terso e inofensivo.

Pero… ¿va a resultar tan fácil de manejar la circunspecta mama osa que asoma por detrás de nuestro gallardo protagonista? Diría que a ella no la va a levantar del suelo con una sola mano.

Casi apostaría que segundos después de tomar esta foto el tipo manchó los calzones :D

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.