Nadando con leones

Ya vimos en su día nadando con tiburones, aunque ver a un felino entrar en el agua y estar tan tranquilo con su amigo humano resulta de lo más interesante.

¿No eran monstruos sanguinarios sin sentimientos? Nah ;)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.