Cada uno hace lo que puede, y en este caso Chewbacca lo hace con sus mejores intenciones, y no tiene nada que envidiar a otros “artistas” con autotune.