Este par de lumbreras aun deben estar pensando que diablos pudo salir mal en este “experimento artístico” consistente en pintar un cuadro con pintura en aerosol y un cortacésped (si, algo como lanzar aerosoles de pintura hacia un lienzo pasando por el camino por las cuchillas del cortacéspedes… ¡brillante idea!)

Y no nos referimos con “salir mal” a que al final el cuadro fuera una auténtica basura o no. La cosa va más bien por el “inesperado” hecho de que la cosa acabara en una espectacular explosión.

Igual son esas cosas del arte que escapan al entendimiento del común de los mortales, ¿no?

xD