Rompiendo una guitarra con la cabeza Fail: I am OK

La demostración de fuerza es simple. El muchacho proyecta su guitarra hacía su cabeza y la convierte en fosfatina.

Bueno, esa es la intención… porque la guitarra, tozuda ella, se resiste a tan ridículo final y piensa dar más guerra de la que el joven espera…

Encima el tipo, como repitiendo un mantra que le ayude en su autoconfianza, se va diciendo: ¡I’m ok¡ ¡I’m ok¡ … Si, ya vemos al final lo OK que estabas :D

Al final podríamos dejarlo en empate ¿no? xD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.