Se le estropean los frenos de la furgoneta y decide frenar con los pies

Alucinando se debió quedar el oficial de policía cuando detuvo a este joven de 24 años de la zona de Detroit tras múltiples infracciones y otras tantas colisiones.

Por lo visto el tipo, que debe ser más bruto que un arado, se pensó que el simple hecho de tener los frenos de su furgoneta estropeados no un gran problema a la hora de circular con ella con su “valiosa chatarra” pues… ¿acaso no se puede hacer algo tan simple como abrir la puerta y frenar con el pie?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.