Arturo Fernández y «la gente fea de las manifestaciones»

En opinión del veterano actor Arturo Fernández la gente no debería salir a la calle a protestar por la situación política y económica del país. Un de sus razones del actor galardonado con el Premio de Teatro de la Comunidad de Madrid es tan contundente como el siguiente: «porque en las manifestaciones yo en mi vida he visto gente más fea. ¿Pero cómo es posible? A estos no los veo por la calle. Deben de tenerlos en campos de concentración. Porque no lo puedo entender. Y dicen: ¡Que salga la manada! Y ahí van…».

Y por si fuera poco añadió: «los países que viven exclusivamente del turismo, si un día les da por poner en grandes fotografías en su país la foto de cuando salen a la calle aquí, y ponen “con lo que te vas a encontrar”, a España no viene ni el Tato. Hay que poner gente guapa. La gente guapa siempre funciona, y no hay gente fea, excepto estos, que no sé donde fueron a por ellos».

Pero tengamos en cuenta el contexto donde fueron pronunciadas. Ni más ni menos que en el infame plató del programa de Intereconomía “El gato al agua”… si es que ya dicen que algunos ambientes incitan a la locura… ¡solo hay que ver las sonrisas socarronas (casi malévolas) del grupo de “periodistas” del programa!

Nueva aparición del famoso “hombre misterioso” de la BBC: Paul Yarrow

Las apariciones de Paul Yarrow en los informativos de la BBC empiezan a ser cada vez más frecuentes y por lo tanto, normales. Pero Yarrow no es un presentador de informativos, ni corresponsal ni tan siquiera periodista (ni colaborador de Salvame Deluxe).

Este británico de 42 años solo es alguien con la firme decisión de aparecer en el campo visual de las cámaras de las cadenas de televisión inglesas el máximo número de veces posible. Y ya lleva más de 100 apariciones este año.

Pero detrás de su persistencia hay un objetivo. Y este, según sus palabras, es reivindicar que también los que no destacan por agraciados también deben aparecer en pantalla.

Tengo sobrepeso y las personas como yo con consideradas por su aspecto como algo que no se puede ver“, afirma al diario ‘Evening Standard‘. “A menudo las personas gordas son ignoradas o consideradas tontas.

Por lo visto el origen de su determinación está en la humillación que sintió al tener que aguantar que un humorista de la BBC se riera de él señalándolo como “tipo gordo que sólo quiere salir en la tele“.