Vendedor profesional de algodón de azúcar

No sabemos si las nubes de algodón de azúcar son las mejores de mundo o no. De lo que no hay duda es un auténtico vendedor profesional de algodón de azúcar con unas habilidades fuera de lo común.

Ah, y también parece que esté ligeramente locuelo xD

PD: Comparte si te han entrado ganas de comerte un delicioso algodón de azúcar.

El tipo que mueve su cuero cabelludo

En fin, dicho así queda un poco bizarro (de bizarre), pero lo que hace este muchacho es digno de mención. Frank (así parece que se llama nuestro protagonista) es capaz de mover su cuero cabelludo arriba y abajo con una facilidad sorprendente. Eso es, puede mover su nacimiento del pelo dando la sensación de llevar un peluquín sobre la calva.

Si, parece fácil. Algo así como mover las cejas arriba y abajo (las combinaciones de movimientos asíncronos entre ambas cejas son de una dificultad nada despreciable), pero si lo intentas te darás cuenta que no es tan fácil

Y es que esta en la grandeza de Internet (sobretodo de las redes sociales de vídeos como youtube), que todo el mundo puede tener su minuto de gloria y mostrar al mundo sus sorprendentes “habilidades“.

Increíble contorsionismo extremo en bikini

Esta chica, llamada Olesya, parece ser literalmente de goma. Sus articulaciones no demuestran tener límite a la hora de doblarse y retorcerse en todas direcciones.

La posturas en que puede poner su cuerpo resultan imposibles para el común de los mortales, pero para ella parece incluso relajante.

Fíjate si se encuentra a gusto llevando la cadera a la altura de la nuca o doblando el torso hasta más no poder que la chica se permite el lujo de hacer todos estos ejercicios en bikini

¿Podrá competir Olesya con otra de las consideradas “diosas de la flexibilidad” como es Zlata?

Se me hace difícil concebir una competición de contorsionistas… seguramente sería un espectáculo carente de cualquier tipo de ritmo (imprescindible si se quiere exportar como show televisivo) pero estoy seguro que Olesya daría mucha guerra.

En cualquier caso hay que advertir que el siguiente vídeo, que dura la friolera de 17:50 puede llegar a resultar bizarro y, no lo neguemos, un poco inquietante xD