Una de las faltas personales más brutales de la historia de la Euroleague Basketball

Sucedió en un partido de la Euroliga Europea entre el Union Olimpia y el Panathinaikos. Faltaban 5 minutos para la finalización del último cuarto cuando Mike Batiste, jugador estadounidense del Panathinaikos, penetra a canasta ante la oposición de Sasa Osbolt, quien a su vez busca una falta en ataque.

El resultado es el fallo de la bandeja de Batiste y un encontronazo importante entre los dos jugadores.

La cosa no habría pasado de una falta en ataque si Mike Batiste no hubiese aprovechado la situacion para “pisar disimuladamente” la cabeza de Sasa Osbolt en una de las acciones más antideportivas que se recuerdan en el baloncesto europeo.

Por suerte las cámaras y los arbitros del encuentro lo vieron todo y castigaron semejante salvajada con una merecidisima expulsion.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.